1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Usar SmartLa forma de cobrar en los locales está a un paso de evolucionar completamente. Hoy en día los dueños de restaurantes, bares y otros servicios apuestan cada vez más por la modernidad. Aunque es un pequeño detalle que puede pasar desapercibido, hace una gran diferencia para las pymes. Todo debido a que solo se requiere un programa para que un dispositivo Android o Ipad puedan ser transformados en un terminal punto de venta (TPV).

Usar smartphones como cajas registradoras es una opción que es posible con Poster debido a que cuenta con un software de punto de venta que busca simplificar la gestión de un negocio de comida. Además, se pueden revisar las ventas, administrar el inventario y hacer reportes de las ventas desde el dispositivo inteligente. En este artículo conoceremos cuáles son los beneficios de esto para las pequeñas y medianas empresas:

 

Fácil de usar

Las pantallas táctiles son muy intuitivas. Esto quiere decir que cualquier persona puede aprender a manejarla, incluso personas mayores o que no estén acostumbradas a la tecnología. Cuando se cambia una caja registradora por un TPV se ahorran muchas horas de entrenamiento para que los nuevos empleados aprendan a cómo usarlas. Debido a que los dispositivos inteligentes son tan populares muchas personas están acostumbradas a las pantallas sensibles, por lo que aprenden rápidamente el sistema. 

 

Se mejora la eficiencia del negocio

No solamente el entrenamiento de los nuevos empleados se acortará por la tecnología táctil. Que un smartphone o iPad sea tu caja registradora ayudará a las pymes a que se reduzca el tiempo de cada transacción. Con el método convencional se pueden muchos minutos navegando entre los menús completos con el teclado y mouse. Esto se puede evitar con un TPV. Únicamente será necesario tocar la pantalla para poder cobrar, lo que significa que se atenderá a más clientes en menor tiempo. 

 

Hacer pedidos es muy fácil

Otro de los beneficios de la tecnología táctil se centra en la toma de pedidos. Permite que sea mucho más precisa. En los restaurantes con cajas registradoras tradicionales los empleados deben escribir las órdenes a mano, llevarlas a la cocina y pasar con mucha frecuencia malentendidos. Precisamente ese escenario se evita si se usa el sistema de TPV en donde también se pueden agregar varias opciones en cada plato y se puede imprimir directamente en la cocina para que se prepare la comida. 

 

Tiene un mayor atractivo

Aunque te gusten las antigüedades, contar con un TPV táctil resultará mucho más atractivo que una caja registradora tradicional. Los sistemas táctiles ocupan mucho menos espacio, por lo que a la vista tendrás una estética mucho más limpia y organizada. Además es mucho más fácil el mantenimiento y la limpieza. Esta es una excelente opción si quieres que los clientes sepan que están en un negocio innovador que solo usa tecnología de punta. 

 

Las posibilidades son infinitas

Ya vimos varios de los beneficios que tiene un TPV táctil, pero no son los únicos. A la lista hay que agregar todas las posibilidades que permite hacer con estos dispositivos. Recordemos que las cajas registradoras tradicionales solo tienen un uso de calculadora. En cambio cuando se cuenta con un programa de gestión de restaurantes  se tiene la posibilidad de revisar las ventas, administrar el inventario y finanzas, así como hacer reportes del punto de venta. Todo desde un solo lugar. 

***

 

.

Convocatoria Universidad Politécnica de Chiapas

Convocatoria UP Chiapas 2021