1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Diego Victorio

 

Inocentes palomitas…

¿Alguien sabe algo de Leonardo Guirao, Miguel Córdova Ochoa (a) “El Amigo Migue” y Rafael Díaz Cruz? ¿Por qué ya no les toman las llamadas a todos aquellos actores políticos de la Costa y Sierra que embaucaron ofreciéndoles un puesto de elección popular?

Todavía el año pasado, estos tres mercenarios de la política aldeana, sintiéndose los Reyes Mago, repartían y quitaban candidaturas, mareaban y hasta se dice que utilizaban el nombre del número uno para no dejar ninguna duda que ellos palomearían a los ungidos.

Cayó hasta el más listo, se habla de varios alcaldes, ex presidentes municipales, líderes sociales, empresarios, en fin, todo aquel que pretendía un sitio en algún Ayuntamiento, en la Cámara local o hasta en San Lázaro.

Los ofrecimientos iban desde regidurías, hasta diputaciones federales, no se sabe a ciencia cierta si a cambio de esos puestos de elección popular, que ofertaban estos vivales, pedían algún tipo de adelanto económico. Habría que sacarle la sopa a alguna víctima.

Pero lo que sí se sabe es que varios presidentes municipales subsidiaban los mítines políticos de estos, el acarreo, las tortas, los refrescos y el “pizcuy” para los aplaudidores corría a cuenta de los generosos ediles.

No me va dejar mentir amable lector, a lo mejor alguna vez usted fue testigo de toda la parafernalia que se montaba en las concentraciones masivas de Tierra Verde, Chiapas Verde y Unidos por Chiapas.

Sin embargo, hoy ninguno de los tres arriba citados dan la cara, no contestan los mensajes de texto, ni los whats app, mucho menos las llamadas que sus desesperados ahijados les envían.

Leonardo Guirao, se concentró allá en la parte norte del estado, ya no puso un pie por estos lares,  pues aún tiene una velita prendida de que sea agraciado con la candidatura del PRI PVEM a la diputación federal por el Distrito de Palenque, aunque se sabe solo iría a perder.

Miguel Córdova, sigue apareciendo en el organigrama de la Sedepas, como titular, pero ni sus propios empleados lo han visto, solo se supo que su junior es quién da la cara por el partido político Unidos por Chiapas.

Y a Rafa Díaz, hasta lo corrieron ya de Chiapas Verde, aunque por ahí apareció bajo las siglas de “Por Amor a Chiapas”. Lo último que se supo de él fue que en la Sierra Mariscal, para ser precisos en Siltepec estuvieron a punto de lincharlo, pues varios campesinos perdieron la vida cuando acudían a una reunión que éste había convocado.

Comentarios Atrincherados

*** Uno de los que fue engañado por Leonardo Guirao, fue el alcalde de Tuzantán, Joaquín Puón Carballo, a quien Guirao le aseguró que lo encumbraría como candidato a diputado local por el PVEM en el Distrito XVI con cabecera en Huixtla.

A otro que le dio atole con el dedo, Leo Guirao, fue a “El Mandinga”, quien todavía lo sigue esperando para ir a sembrar arbolitos a las laderas del rio Suchiate. Mejor que se vaya haciendo la idea el presidente municipal de Suchiate,  que ya no va a recibir ni candidatura, ni arbolitos. Si sabe contar, que ya no cuente con ello. ¡Plop!

*** Ayer les comentaba que Quiquito Zamora y Julián Nazar, se separarían de sus Secretarías para buscar una diputación federal, pues me dijeron que Julián Nazar ya presentó su renuncia a noche. Suenan para sustituirlo José Antonio Aguilar Bodegas y Eduardo Zenteno Núñez.

*** El que está en serios aprietos es Nayo Thomas Gutú, toda vez que habitantes del Fraccionamiento La Flor, ubicado en Tuzantán, exigen que se concluyan las obras de red de agua potable y planta de tratamiento de aguas negras, que se iniciaron desde hace dos años.

Los encabritados manifestantes piden la destitución del delegado de esta dependencia, Martín Báez, pues ha hecho caso omiso a las demandas. Y si no los pelan, se le van a ir a plantar a Nayo, allá a Tuxtla.

*** El senador por Chiapas, Roberto Albores Gleason, destacó que la colocación de 1.5 millones de personas en un empleo, la reducción de la informalidad en un 3 por ciento y la generación de 714 mil 526 puestos de trabajo formales, es muestra clara de que las reformas estructurales están en acción.

Albores señaló que los resultados alcanzados en 2014 en materia laboral, de acuerdo a la Secretaria de Trabajo y Previsión Social y al Instituto Mexicano del Seguro Social, son muestra de los beneficios de una reforma laboral que avanza en el incremento de la oferta de empleos, alentando la productividad de las empresas y elevando la competitividad del país.

El legislador chiapaneco precisó además que al elevar la edad mínima para trabajar de 14 a 15 años, se registró una disminución de la tasa de ocupación infantil equivalente a 500 mil niños y adolescentes que ya no trabajan. HASTA PRONTO, ENVÍA TUS COMENTARIOS AL CORREO Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.